En estos días en particular hemos sido testigos de la velocidad de esta disrupción. Y si, los cinturones de seguridad no son suficientes.

PayPal coloca un “Toro de 346 impulsa bitcoin”, abriendo un proceso de masificación. Mientras Coinbase se declara apolítica, el CEO de Ripple, quien lo diría, expresa:

“Pensamos que nuestra misión es permitir una Internet de valor. Pero buscamos resultados positivos para la sociedad”.

Y para no dejar dudas sobre su postura:

>>Creo que las empresas de tecnología tienen una oportunidad, pero una obligación, de apoyarse en ser parte de la solución<<

Interesante por demás las palabras de quien dirige una empresa criticada constantemente por varios en la comunidad.

Por otra parte nos llega un informe de China y su moneda digital. Más de 47.000 consumidores en el distrito Luohu de Shenzhen, gastaron 8.8 millones de yuanes (US $ 1.3 millones) durante la prueba.

“No hay mucha diferencia en comparación con WeChat Pay y Alipay cuando pago con esta aplicación, pero creo que la moneda digital es más confiable y mucho más segura”.Usuario de Weibo.

Cinturones de seguridad no son suficientes para quienes se queden anclados en el pasado. Un estudio de Cointelegraph Research, asegura que un 36 por ciento de los profesionales europeos han comprado activos digitales.

Esto suma un aproximado de más de seis mil millones de dólares invertidos. Adicionalmente, del otro 64%, un 39% tiene previsto hacerlo a futuro.

La autopista de la masificación toma velocidades altas en este 2020. Y para nada es un tema de FOMO, la realidad es que las finanzas globales cambian.

Lo que se está construyendo aún no está totalmente definido. Distintas vías, regulaciones y poderes en pugna luchan por imponerse. Pero irremediablemente las finanzas futuras no serán las actuales.

Cinturones de seguridad no

Jack Ma, el fundador del gigante del comercio electrónico Alibaba decía en el 2008: “Si los bancos no cambian, vamos a cambiar a los bancos”.

Ahora con el próximo lanzamiento de la ‘IPO’ (initial public offering), espera obtener más de US$30.000 millones. Y recordando sus palabras del 2008, dijo:

«Las monedas digitales podrían crear valor y deberíamos pensar en cómo establecer un nuevo tipo de sistema financiero a través de las monedas digitales»

No aclaro ciertamente a que monedas digitales se refería. Sin embargo si mantuvo que China debe hacerse su propio camino. Y considera que las actuales regulaciones, no sirven como métodos para «regular el futuro».

Nos vemos por todas partes, los cinturones de seguridad no son suficientes. Para nadie que pretenda tener algún tipo de presencia en las nuevas finanzas.

Y así como los chinos parecen estar bastante claros en cuanto al camino a recorrer, otros dan señales difusas.

En  el informe sobre perspectivas de CoinShare leemos: “Las noticias recientes sobre las grandes corporaciones que invierten en BTC son útiles para el sentimiento y las relaciones públicas, pero no es algo a lo que la mayoría de los inversores tradicionales le asignen mucho valor.”

Es hora de observar como el fin de año solo acelerara más esta evolución. Y la construcción de fortalezas y fuerzas para lo que se viene es ahora. El tiempo de los cambios avanza rápidamente.

“Las regulaciones se extienden por todas partes, unas más, otras de terror. Las pruebas para mejorar el sistema de pagos mundiales, pisan el acelerador al ritmo del Covid19.

Escenarios financieros un dibujo libre, porque a pesar de las señales, advertencias y consejos muchísimos AÚN duermen. Y no solo del lado tradicional, también de quienes quieren irrumpir”.

Imagen de Vladyslav Topyekha en Pixabay 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here