El crecimiento exponencial de valor recibido por las finanzas descentralizadas es un hito. Un tsunami financiero llamado DeFi, que alcanzó más de $ 26 mil millones.

DeFi valor

La innovación emocionante y su explosivo crecimiento marcan este 2020. Por donde lo mires, si estas en cripto, las finanzas descentralizadas fueron el tema.

Y lógicamente cuando un mercado dispara ganancias más allá del 1.000% semanal, muchos voltean. Eso es algo inevitable en cualquier espacio de negociación que explote. Sin embargo, detenerse aquí y hacer de esto un enorme escándalo, es absurdo.

Sabemos que existen, y habrá, actores malignos, estafadores rutinarios y toda esa gama conocida. Pero eso no marca para nada a las DeFi. Para nosotros la sustancia es su aporte y su papel enriquecedor y disruptivo.

Y les confieso, que nuestra apuesta es por su éxito y consolidación. Porque estamos seguros que con su fortalecimiento, las finanzas serán muchísimo más equilibradas.

Lo asomamos en “La hora DeFi y siete años en la tierra”:

>>Las DeFi, representan un espectacular laboratorio de ideas, para unas finanzas siglos mejores que las actuales. Es que no es mentira, una hora de desarrollo allí, representan años de cavilaciones aquí<<

Y vamos a reconocerlo, muchos mapas mentales, jóvenes o viejos, no están preparados para esta velocidad.

Un tsunami financiero

Un nuevo informe desde Chainalysis nos agrega datos del crecimiento de este año. Sin embargo, también nos adentra en el espacio de las regulaciones. Porque cuando se produce una explosión en la pradera, todos la ven.

Como bien los establece la nota, ‘en teoría, las plataformas DeFi pueden funcionar de forma autónoma sin intervención humana’. Pero cuando vamos a la práctica, la mayoría de las plataformas DeFi están centralizadas.

Esta centralización le permite a los equipos detrás de ellas, bloquear transacciones de riesgo y tomar otras acciones contra una posible actividad delictiva. Esto irremediablemente las coloca de hecho en el terreno de una posible regulación.

Ahora, la mayor parte del crecimiento de DeFi este año se puede atribuir a cuatro plataformas: Uniswap (su primera y segunda versión), Kyber, Curve Finance y 1inch Exchange.

DeFi plataforma

De acuerdo al informe las DeFi tienen menos exposición a la actividad ilícita que el ecosistema de criptomonedas en su conjunto. Agregan que solo “el 1,1% de todo el volumen de transacciones de criptomonedas fue recibido o enviado por una dirección asociada con actividad ilícita”.

Esto es un dato de por sí espectacularmente bueno. Es más, este año en definitiva solo el 0.05% de todos los fondos recibidos, proceden de direcciones asociadas con actividades delictivas.

DeFi ilicito

El tema de la regulación de las DeFi y de los requisitos de cumplimiento no está claro. Quienes indican que está exenta de regulaciones tiene sus argumento.

Mantienen que las DeFi ‘se rigen por un código autoejecutable, lo que significa que pueden ejecutarse por sí mismas sin que ningún equipo o empresa las mantenga’. Y nuevamente en teoría, nunca toman en custodia los fondos de los usuarios.

Pero para otros quedan muchas preguntas por responder, incluso si la plataforma es completamente descentralizada.

DeFi un paso adelante

Así las cosas, y visto lo marginal de la incidencia ilícita, las DeFi deben tomar la iniciativa.

Y deben hacerlo para fortalecer un ecosistema en pleno crecimiento. Porque en definitiva, vivimos un tsunami financiero llamado DeFi.

En la medida que las DeFi continúen construyendo un sistema financiero alternativo, veremos muchos cambios. Lógicamente habrá con mayor énfasis y afán regulatorio a nivel general.

El poder de la innovación y la descentralización seguirán dando espectaculares saltos. Creo que allí es donde debemos concentrar las fuerzas, con realismo y acompañamiento.

Un 2021 de gigantescos retos y posibilidades para la tokenización y el internet del valor.

Imagen de Smim Bipi en Pixabay 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here