El proceso de tokenización implica vincular activos reales a libros de contabilidad distribuidos. En otras palabras, representa un método revolucionario para llevar activos reales al mercado en una forma comercializable y accesible. La Tokenización irrumpe en el mercado.

La adopción de medios de intercambio como el dinero, siempre se enfrenta con la pregunta ¿Cuál es el respaldo de dicho dinero? ¿Qué activo sustenta el valor de esa nota de cambio?

En el pasado el dinero surge cuando era más práctico llevar una nota de cambio donde consta que su portador era propietario de una cantidad específica de oro. Esa nota de cambio estaba respaldada o firmada por una persona confiables y que hacía las veces de fiador y que garantiza que lo que decía esa nota de cambio era verdad.

Así, surgieron los primeros bancos y el dinero circulante. Eventualmente, la confianza del ente que emitía y firmaba la nota de cambio era suficiente para aceptar las notas de cambio y el patrón oro fue sustituido poco a poco por la “buena fe”.

El dinero en su inicio no fue otra cosa que un proceso de tokenización de una cierta cantidad de oro. No es algo nuevo. Y en este tiempo es posible tokenizar prácticamente cualquier activo. Además, al paso que vamos, será posible que con el surgimiento de monedas programables, en un futuro incierto cada institución o persona tenga su propia moneda o token vinculado a su casa, su finca, su colección de autos antiguos, etc.

Tokenización irrumpe con Banco Suizo

El banco privado suizo fundado en 1796, está buscando empresas enfocadas en la “tokenización”. Según van Oerle, administrador del fondo en cuestión expresó que “hay una escasez de empresas que cotizan en bolsa que se centren exclusivamente en la tokenización”.

De tal manera, que ha lanzado su nueva estrategia fintech en mayo. El cual ya ha acumulado 250 millones de dólares en activos a pesar de las difíciles condiciones del mercado. En esta estrategia, Van Oerle es incluye toda aquella tecnología que mejore los servicios financieros existentes. O en su defecto, que permita la creación de otros nuevos.

Par los defensores de la tokenización, este proceso puede aportar mayor eficiencia y liquidez a los mercados. Y entre otras características, significa una oportunidad de inversión y de posicionamiento. Debido, Según van Oerle, a que hay una escasez de empresas que cotizan en bolsa que se centren exclusivamente en la tokenización.

Si bien, la tokenización irrumpe en el mercado. No obstante, su presencia no es tan popular como para hablar de una revolución fintech. Es probable que la adopción e inversión en esta herramienta sea de manera evolutiva. Y se desarrollen a través de procesos más lentos de adopción.

Imagen de Ennelise Napoleoni-Bianco en Pixabay 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here